martes, febrero 05, 2008

Reflexión:Las malas críticas no deben frenarnos.

Cuando no nos damos cuenta que la opinión de los demás está determinando nuestras decisiones, estamos frente a un problema que si duda frenará nuestro camino. Saber escuchar los consejos de los amigos no significa actuar buscando su aprobación. Tenemos que saber llevar nuestros pasos por el camino que nos lleva a nuestra felicidad.

Lamentablemente, algunas veces encontramos en nuestro entorno personas que transmiten negatividad o a quienes no les agrada la idea de que seamos felices, es en esos momentos en los que debemos concentrarnos en definir claramente qué queremos y hacia dónde vamos.



Lo que la gente dice

Había una vez un matrimonio con un hijo de doce años y un burro. Decidieron viajar, trabajar y conocer mundo. Así, se fueron los tres con su burro. Al pasar por el primer pueblo, la gente comentaba: "Mira ese chico mal educado... él arriba del burro y los pobres padres, ya grandes, llevándolo de las riendas." Entonces, la mujer le dijo a su esposo: "No permitamos que la gente hable mal del niño."
El esposo lo bajó y se subió él. Al llegar al segundo pueblo, la gente murmuraba: "Mira qué sinvergüenza ese tipo... deja que la criatura y la pobre mujer tiren del burro, mientras él va muy cómodo encima."Entonces, tomaron la decisión de subirla a ella al burro mientras padre e hijo tiraban de las riendas. Al pasar por el tercer pueblo, la gente comentaba: "¡Pobre hombre! Después de trabajar todo el día, debe llevar a la mujer sobre el burro! ¡y pobre hijo! ¡qué le espera con esa madre!"
Se pusieron de acuerdo y decidieron subir al burro los tres para comenzar nuevamente su peregrinaje. Al llegar al pueblo siguiente, escucharon que los pobladores decían: "Son unas bestias, más bestias que el burro que los lleva, van a partirle la columna!" Por último, decidieron bajarse los tres y caminar junto al burro. Pero al pasar por el pueblo siguiente no podían creer lo que las voces decían sonrientes: "Mira a esos tres idiotas:¡caminan, cuando tienen un burro que podría llevarlos!"

Nunca dejes que tu preocupación sea el "qué dirán", no dejes que los comentarios de las personas desvirtuen tu esencia o te alejen de las cosas que te hacen feliz, define qué es lo que te hace pleno, y defiende esa plenitud con amor y firmeza. Vive al máximo tu vida, aprovéchala, sé tú mismo y defiende tu verdad sin lastimar a nadie. Que las críticas mal intencionadas de los demás no te detengan. ¡Sé feliz!

Artículos relacionados:

Etiquetas: , , ,

2 Comentarios:

At 2/09/2008 1:07 p. m., Anonymous felipe rm dice...

Realmente me ha encantado este post.

Muchas gracias por escribirlo y compartirlo.

Saludos ;-)

 
At 2/10/2008 3:20 a. m., Anonymous Antonio Domingo dice...

Gracias a ti Felipe rm por comentar y visitarnos
Saludos.

 

Publicar un comentario

<< Home